ActualidadInternacional

Video: Se escapó de su casa para ir a un boliche, su mamá la fue a buscar y le pegó con un cinturón

Ocurrió en Perú. Todo quedó grabado y en redes sociales muchos usuarios repudiaron el accionar de la madre.

Uno de los principales debates que se están dando en Perú en los últimos días es sobre la agresiva reacción de una madre contra su hija al enterarse que había ido a un boliche sin su permiso, lo que generó repudio en las redes sociales, aunque para la sorpresa de algunos muchos usuarios apoyaron su accionar.

Todo comenzó cuando la mujer descubrió que su hija se había escapado de la casa para ir a bailar con sus amigos. De inmediato se dirige hasta el boliche, encuentra a su hija y allí comenzó la agresión. Sacó un cinturón y empezó a pegarle delante de todos.

El hecho quedó grabado por los testigos del ataque que rápidamente lo subieron a las redes sociales. De inmediato esta escena generó gran cantidad de comentarios a favor y en contra del accionar de la mujer contra su hija por desobedecerla.

Este escándalo sucedió cuando la joven se encontraba con unos amigos en un bar de la provincia de Pacasmayo, en Perú. En los videos se muestra a la chica tomando cerveza y luego cómo la madre le pega “cinturazos” mientras se retiran del lugar.

Los videos difundidos llegaron rápidamente hasta los medios televisivos de todo Perú.

“Bien hecho, esa es una madre que de verdad ama a su hija” o “No le arruinó la vida, se la salvó”, compartieron algunos usuarios, aunque otros hasta señalaron que tienen que denunciarla: “Si yo fuera la hija, la demandaría al a mamá por los golpes que le dio”.

Qué opinas?

Artículos relacionados
ActualidadDeportesInternacional

Estudiantes Liga LEB Oro 22/23:  Celebración por todo lo alto 

ActualidadPortadaProvincia

Triquinosis: Hay 21 casos y las inspecciones en frigoríficos dan negativo del parásito Trichinella spiralis

ActualidadJudiciales

La muerte de Lucio Dupuy: los últimos minutos de su vida revelan maltratos y vejaciones extremas

ActualidadPaís

Comieron en una parrilla, pidieron la cuenta y los descolocaron con un recargo: “Campeón del mundo”