ActualidadGremiales

Preocupación de los aceiteros por Vicentín. No quieren otra Buyatti

El gremio aceitero se mostró preocupado por la situación de la empresa Vicentín y lo que pueda ocurrir el próximo 31 de marzo cuando finalice el plazo que el juez Fabián Lorenzini le otorgó a la firma para presentar un plan de pagos a los acreedores. «Que las elecciones no tapen lo que ocurre con Vicentín», manifestó Pablo Reguera.

Mientras la empresa convocó a una asamblea general de accionistas para el 11 de marzo, para ratificar la última propuesta de pago que realizó para cancelar la deuda de su concurso preventivo, en el que ingresó en febrero de 2020, tras haber caído en default tres meses antes; la situación es grave para los trabajadores que en un mes temen perder sus fuentes laborales.

Al respecto, Pablo Reguera, secretario general aceitero expresó «Estoy trabajando fuertísimo a todos los niveles, no quiero que nos agarre el 30 de Marzo diciendo que no puede seguir Vicentín en marcha porque desgraciadamente no tiene materia prima o no se llegó a un acuerdo. Eso es lo que uno le está advirtiendo al gobierno. Que aseguremos los puestos de trabajo y después en lo económico seguramente le van a encontrar la vuelta. Pero lo que no puede pasar es dejar a la gente sin trabajo. Ese es el pedido que se está haciendo, desde el sindicato, desde mi persona, en nombre de todos los compañeros de Vicentin que lo único que hoy les interesa es seguir trabajando».

Y agregó: «Con las propuestas que Vicentín presentó no convenció a nadie y sabemos que hay una desconfianza muy grande por los hechos y que es lo mismo que vienen haciendo desde hace dos años. Esto se lo plante al ministro (de Desarrollo Social) Kulfas y con el gobernador Perotti quienes tienen la misma preocupación por el sello Vicentín, porque sabemos que hoy lo que tiene Vicentín puede ser de Molinos o de ACA. Lo único que tiene Vicentín es el cemento y la maquinaria y si hoy le retiran esa semilla, hoy quedan sin nada»

Voceros de Vicentín señalaron que, la sindicatura explicó a la mesa técnica que una extensión de plazos para analizar una nueva propuesta demandaría meses y dejaría sin garantías de financiamiento la continuidad operativa de Vicentin, al menos en los términos de quienes hoy invierten en la transición del concurso y en el marco del período de exclusividad.

«Los contratos de fasón actualmente en vigor se terminarían puesto que los Interesados Estratégicos podrían no participar del proceso de Cramdown», dejaron trascender fuentes empresarias.

Para los más de mil trabajadores aceiteros el temor más grande es que se repita la experiencia de Buyatti de Puerto General San Martín, que cerró a principios del 2021 dejando casi 90 trabajadores afuera. La firma, no encontró comprador y una vez que se terminaron los contratos de fasón, finalmente bajó la persiana. Todas las negociaciones del gremio, incluida la intervención de algunos diputados y funcionarios provinciales y de la CGT no lograron torcer la decisión de la firma.

«Que las elecciones no tapen lo que está pasando con Vicentín. Hoy los trabajadores están trabajando a fasón, no saben quienes son sus patrones, y agradecemos a las empresas que ponen semilla mes a mes para que sigan trabajando, pero sabemos que esto es temporal y que las empresas cuando vean algo más saludable en lo económico, se van a olvidar de la gente de Vicentín como se olvidaron de la gente de Buyatti», advirtió Reguera.

Qué opinas?

Artículos relacionados
ActualidadPaís

Comieron en una parrilla, pidieron la cuenta y los descolocaron con un recargo: “Campeón del mundo”

ActualidadRegión

Combate de San Lorenzo: Acamparán en una de las postas en las que descansó San Martín

ActualidadPortadaRegión

Timbúes: El lunes abre la inscripción a todas las disciplinas deportivas

ActualidadProvinciaRegión

La provincia informó resultado de estudios sobre la mortandad de peces en la Laguna del Plata.