Judiciales

«Aporto a la provida, estoy en contra del aborto»

«Soy una persona totalmente inocente, jamás practique un aborto tengo cinco hijos, dos con discapacidad y nos enteramos por la causa Perassi por los medios», aclaró en una breve exposición, Mirta Rusñisky, acusada de haberle practicado el aborto a Paula Perassi,

En el segundo día de los alegatos finales, fue el turno de los abogados defensores de la mujer, quien hizo hincapié en la difícil situación que lleva su familia desde que quedó detenida en el 2015, con sus hijos discapacitados que necesitan de la atención de su madre.

«Tengo dos hijos que  tienen  una incapacidad del 90%, se tienen que bañar y afeitar, yo voy los sábados y lo hago, Yamila y Richard, no son independientes. Por eso pedimos la revocación del arresto domiciliario, es terrible esta injusticia», alegó.

Rusñisky agregó que su esposo, José Dadamo, es camionero y que solían reunirse con toda la familia los domingos por la noche en casa de su suegra, cabe recordar que Paula fue vista por última vez un domingo en horas de la noche.

«También, la presunta abortera hizo referencia a los problemas de salud que aquejan  a su esposo: «tenía una ablación hecha en el corazón,  arritmia, úlsera, gastritis y toma mucha medicación», recordó.

«Soy una mujer totalmente inocente, jamás hice un aborto, aporto a la provida,  estoy en contra de la ley del aborto, tengo dos hijos con discapacidad, pido que me juzguen no por lo que dicen los medios sino por lo que ustedes crean» , finalizó.

“Pueblo chico infierno grande”

Así comenzó su locución el Dr. Ángelo Rossini, enfatizando que Timbúes al ser un pueblo chico los dichos y rumores corren sin pruebas.

Que el testimonio de oídas de Perassi fue el que puso en el banquillo de los acusados a su defendida, a través de la declaración de Alberto Perassi, y que involucra a otras dos personas, a Nicolás Vázquez, yerno de Rusñiski quien le habría dicho al papá de Paula  que su suegra había realizado un aborto y le salió mal y por la abogada Rita Porteiro, quien además de ser abogada en una causa civil de la familia Perassi, fue también de Ricardo Lugo, el otro yerno de Rusñisky y quien le habría contado a Porteiro algo similar a la de Vázquez.

Para Rossini, el testimonio de Perassi quedó descartado durante el juicio porque Lugo y Vázquez declararon ante el tribunal que se habían enterado del caso Perassi por los medios y negaron que su suegra practicara abortos.

«Porteiro en ningún momento nombra a mi cliente, o que sabe que se hizo un aborto, ni siquiera nombra a mi cliente Ricardo Lugo, era cliente de Porteiro y según Perassi le da la información, Lugo dice que Porteiro fue su abogada pero que todo lo que conocer por la causa lo conoce por los medios, nunca le dijo a Porteiro que le había dicho lo del aborto», advirtió Rossini y continuó sobre el otro yerno.

«Nicolas Vázquez fue una declaración que ha causado estupor en los acusadores. Vázquez dijo que no le consta que Mirta ha hecho un aborto a sus hijas, que no le consta que ha hecho un aborto a Paula Perassi, no escuche la llamada donde dice que Mirta se iba a ir a misiones porque un aborto le había salido mal, yo no dije eso, estoy en desacuerdo del acta en el que le marcaban las contradicciones. Lo que se lo sé por los medios».

Críticas a Alberto Perassi

La defensa de Rusñisky apuntó al papá de Paula por haber brindado un testimonio que escuchó por otras personas, por haber estado en la oficina de asuntos internos al lado del yerno de Rusñisky cuando declaró en primera instancia en contra de ésta, y lo acusaron de haberle realizado un regalo a Vázquez por haber declarado en contra de la abortera.

¿Que confianza nos inspira Alberto Perassi?, no quiero atacar la credibilidad de Alberto pero mintió dijo que no sabía que había declarado Vazquez y y Vázquez después declara que Alberto Perassi estaba ahí. También le regaló una reparación de un motor. Un arreglo costoso de autos y aparte le dio efectivo.

Otro de los puntos de la defensa de Rusñisky apuntan a la falta de conexión entre el resto de los imputados. No hay llamadas telefónicas ni antes ni durante ni después con Strumia, ni Díaz, Ni Michl, ni Puyol.

«A todos los policías les preguntamos si había una relación con rusñiski con los imputados y todos dijeron que no». señaló Rossini.

«Ninguna línea telefónica pertenecía a Rusñisky, ¿cómo Strumia se comunicó con Rusñiski para decirle que la iba a llevar a Paula a realizarle un aborto?», preguntó.

Oxaprost

«Sobre el oxaprost, debemos preguntarnos qué significa para esta causa. Fue secuestrado en el domicilio en 2014, no estaba camuflado como dijo la querella. No significa nada, no existe una sola declaración que diría al Oxaprost a la causa», indicó Rossini.

«José Dadamo es el esposo de Mirta y nos cuenta que el tomaba Oxaprost, porque el es una persona con sobrepeso que tenía problemas con la gastritis, con úlceras, necesitaba un medicameto de esa naturaleza que sea protector además de diclofenac y esas funciones las cumplía el oxaprost», explicó el letrado. Sobre el vencimiento de las mismas, algo que apuntó la querella al descubrir que las mismas se encontraban vencidas, Rossini explicó que era normal que haya pastillas vencidas en una casa,

También apuntaron a que resultaba ilógico que Mirta Rusñisky tuviera en su poder las pastillas de oxaprost con las que le practicó el aborto a Paula Perassi tras haberse mudado a otro domicilio en 2012. «Es ilógico pensar que se va a llevar el arma homicida cuando cualquiera la descartaría».

En otro orden, la defensa cuestionó el informe de la psicóloga María Georgina Anza quien en su informe sobre Mirta Rusñisky señaló que era de una personalidad narcisista,  que posee en su discurso rasgos de ansiedad y verborragia permanente, desapego de sus hijos adolescentes  y una personalidad con rasgos de perversión: «pero luego dice que nada conoce de los hijos de Mirta, sino que fue en una entrevista exploratoria de tres horas. Se le preguntó a Anza si era prudente afirmar que Mirta era una mujer perversa tras una entrevista y la profesional respondió  que no.

Sobre el trabajo de la división perros que buscó rastros de Paula en la casa de Rusñisky: «El perro no halló nada en el sótano de Mirta. Los perros hubiesen encontrado algo con la cantidad de material genético que había allí si a Paula le realizaban un aborto».

La defensa apuntó contra el fiscal de la causa al sostener que hay una orfandad de pruebas y que este terminó mintiendo porque nunca se habló de un aborto por parte del testigo Carranza que compartió celda con Strumia y dijo que a Paula la habían tirado a los chanchos: «No existe prueba que vincule a Mirta con Paula Perassi,  o que sea vinculada a los imputados, que Paula haya sido privada de la libertad, que le hayan hecho un aborto. Sin cuerpos, sin ninguna prueba.

«Es un error capital teorizar antes de conocer los hechos y  las pruebas, porque se elaboró una teoría donde Mirta le practicó un aborto a Paula Perassi y después de 30 días de testigos sentados tuvieron que ver como encajaban esa teoría  para tratar de encajar las pruebas», sostuvo Rossini,

 

 

Qué opinas?

Artículos relacionados
ActualidadJudicialesPolicialesPortada

Capitán Bermúdez: Balearon a joven rosarino en la puerta del boliche Mora

ActualidadJudiciales

Golpeó brutalmente a una beba de 2 años provocándole múltiples fracturas. Quedó preso por 60 días

ActualidadJudiciales

Con la palabra de los rugbiers, la defensa pidió la absolución de todos los rugbiers y el veredicto se conocerá el 6 de febrero

ActualidadJudiciales

¿Sistema de Protección Integral o Excepcional?